Realizan recorridos de demostración para garantizar seguridad en líneas del Cablebús

Todos los procesos de construcción de la L1 estuvieron bajo un riguroso control de calidad, siguiendo estándares europeos, lo que lo convierte en un sistema seguro y confiable para sus usuarios.

La Secretaría de Obras y Servicios, el Servicio de Transportes Eléctricos (STE), la Secretaría de Movilidad, así como la la empresa Doppelmayr México, realizaron un recorrido de demostración de las medidas de seguridad en Cablebús Línea 1 Cuautepec-Indios Verdes, en la Alcaldía Gustavo A. Madero.


El Cablebús L1 Cuautepec-Indios Verdes se compone de seis estaciones: Indios Verdes, Ticomán, La Pastora, Campos Revolución, Cuautepec y Tlalpexco, recorrerá 9.2 km de Indios Verdes a la zona alta de Cuautepec. Transportará hasta 144 mil usuarios en 377 cabinas con capacidad de hasta 10 personas cada una y conectará con la Línea 3 del Metro y Línea 1 del Metrobús en un viaje de tan solo 33 minutos.


Todos los procesos de construcción de la L1 estuvieron bajo un riguroso control de calidad, siguiendo estándares europeos y certificado por un tercer organismo acreditado, lo que lo convierte en un sistema seguro y confiable para sus usuarios.


Cuenta con el sistema electromecánico de última generación Dooppelmayr D-Line, el cual brinda protocolos de seguridad en caso de sismos, incendios o tormentas eléctricas; sistemas de respaldo para la operación y/o evacuación; elementos de control automatizados durante todo el recorrido; y constante comunicación entre los usuarios y el personal operativo.


El Cablebús tiene mejoras específicas tales como un cable de protección contra descargas atmosféricas, además de que cada cabina y estación cuenta con Wifi gratuito y siempre se dispondrá de personal capacitado con equipamiento adecuado, si llegara a ocurrir un incidente.


El proceso constructivo constó de seis etapas: planeación; fabricación; instalación en el sitio; puesta en marcha, en donde se requirieron 100 horas de prueba; capacitación para obtener la certificación; y finalmente la apertura al público con su respectivo mantenimiento preventivo y correctivo.


Según el comunicado del gobierno capitalino, con este nuevo sistema de transporte en la ciudad se disminuyen desigualdades y se mejoran la movilidad de la zona con un transporte seguro y eficaz para los ciudadanos.